Canal RSS

Archivo de la etiqueta: galletas

Red velvet cookies o cómo pasar casi todo el día haciendo galletas

Publicado en

Hi you all!!

Prometí que volvería en breve y aquí estoy. En la anterior entrada, cuando hablé de los dulces que preparé para el cumpleaños de mi amigo Dani, os comenté que había hecho whoopies de chocolate y red velvet cookies. Como dejé pendiente la receta de las galletas, vengo con ellas hoy para no hacerme mucho de rogar.

Yo ya conocía el bizcocho red velvet (o terciopelo rojo, en español), muy de moda ahora con los cupcakes. Lo que no sabía es que se podían hacer galletas red velvet. En una de mis múltiples visitas al blog de i’m a baker (tengo admiración por esta mujer, lo reconozco abiertamente) las vi, me convencieron y como iba a haber niños de por medio en el cumple, pensé que las galletas iban a ser una idea genial.

whoop (6

Son muy fáciles de hacer, pero las cantidades son grandes (por lo que da para hacer muuuchas galletas) y hay que dejar enfriar la masa en la nevera un buen rato. Por eso lo ideal es hacer la masa por la mañana y hornear después de la comida, para que repose y endurezca bien. Otro consejo, cuando estéis cortando las galletas para hornearlas, no saquéis toda la masa de la nevera. Sólo una parte y el resto la mantenéis en el frigo, porque se reblandece muy rápido y es más difícil trabajar con ella.

Aquí os dejo los ingredientes y la preparación:

  • 1 y 1/2 taza de mantequilla en pomada (blandita, blandita) (1 taza son 236 ml)
  • 2 tazas de azúcar
  • 3 huevos L
  • 4 cucharaditas de esencia de vainilla
  • 2 cucharaditas de esencia de agua de azahar (en la receta original es esencia de almendra, pero yo no tenía)
  • 1 cucharadita de tinte rojo en gel
  • 4 tazas de harina
  • 2 cucharadas de cacao en polvo
  • 1 cucharadita de sal
  • 1 cucharadita de levadura

Como veis, podéis reducir todas las cantidades a la mitad para no tener una cantidad ingente de galletas.

Tamizamos la harina, el cacao, la sal y la levadura y reservamos. Mezclamos bien la mantequilla y el azúcar. Añadimos a continuación los huevos, uno a uno. Incorporamos la vainilla, el agua de azahar y el tinte en gel. Movemos bien.  Juntamos la mezcla de harina en varias veces. Formamos una bola con la masa, la envolvemos en papel transparente y la metemos en el frigorífico para que repose (por lo menos una hora).

whoop (7)

Esos deditos que veis, son los de Sofía, lanzándose a por otra Red Velvet Cookie.

Cuando vayamos a hornear las galletas (con las formas que queráis, incluso usando un vaso a modo de cortador si no tenéis cortadores en casa), acordaos de poner un poco de harina en la base sobre la que trabajéis y, otra cosa, las galletas han de ser gorditas, por lo que dejádlas con un centímetro aprox. de grosor.

El horno tiene que estar precalentado a unos 175ºC, y las galletas tardan unos 6 u 8 minutos en hacerse. Salen blanditas del horno, pero luego endurecen más.

Son fáciles y muy ricas, así que, ¿a qué esperáis?

Un beso a todos.

Cookies

Publicado en

Buenas!

Hoy os traigo una receta muuuy fácil y muuuy rica (es bastante adictiva, aviso). Las famosas cookies, esas galletitas con trocitos de chocolate que una vez que empiezas a comerlas no ves el fin. Para poneros en faena necesitáis:

  • 200 gr de azúcar moreno
  • 100 gr de mantequilla
  • 300 gr de harina (la receta original dice 200, pero yo la he tuneado un poco y el resultado es mil veces mejor)
  • 1 huevo
  • 5 gr de levadura en polvo (gramo arriba gramo abajo, tampoco os volváis locos midiendo)
  • unas gotas de esencia de vainilla o un poco de vainilla en polvo o un poco de azúcar avainillado
  • 50 gr de pepitas de chocolate (niños, a ojo y dependiend0 del gusto de cada uno)

Deshaced la mantequilla en el micro y mezclar todos los ingredientes en un bol (cuando la masa espese un poco mezclarlo a mano, es más eficaz y mucho más divertido, dónde va a parar!). Dos consejos:

  1. Cuando pongáis los ingredientes en el bol, poned sólo 200 gr de harina para que sea más sencillo mezclarlo todo. Los 100 restantes se añaden poco a poco al final.
  2. Las pepitas de chocolate se añaden lo último (pero antes de los 100 últimos gr de harina).

Necesitáis precalentar el horno a 170 ºC. Una vez hecha la masa, hacéis bolitas (también va al gusto, pero yo las hago de un tamaño “albóndiga”). Poéis papel de horno en la bandeja de horno y colocáis las bolitas de masa con algo de separación entre unas y otras. Aviso: tendréis que hacer mínimo un par de hornadas, así que no os asustéis cuando veáis que no entran todas a la primera. Una vez colocadas las aplastáis un poco con la mano (un poco, eh!!!), y si queréis podéis rematar el trabajo colocando dos o tres pepitas más por encima de cada galleta.

El tiempo de horno también va al gusto. 4 minutos si os gustan muy blanditas (en mi opinión poco recomendable); 8-10 minutos si os gustan duritas por fuera y blanditas por dentro (para mi, las mejores); o 13-14 minutos si os gustan duras. No os fiéis de lo blandas que están recién salidas del horno, pues en cuanto se enfrían se endurecen.

Yo no he probado nuevas variantes, pero si os gusta, podéis hacerlas con pepitas de chocolate blanco (o combinadas!) o con avellanas troceadas (o con todo a la vez!!!!!). Pero las hagáis como las hagáis, el resultado va a ser: ÑAMMMMMMM

Un abrazo cocinillas!